Fernando Bodega: “Flexo es una comedia fuera de lo tradicional”

Foto: Red Carpet
Foto: Red Carpet

Madrid, 04/02/2015.

Charlamos con Fernando Bodega, parte del elenco de uno de los estrenos que trae la Sala Tú en febrero: Flexo. Tres creativos de Disney en paro que responden a tres de los personajes más conocidos de la factoría: Ariel, Woody y Nemo. “La historia cuenta las andanzas de estos tres compañeros de piso que se han quedado en paro. Sus peculiares personalidades hacen de esta historia una comedia muy disparatada”.

Flexo estará en la Sala Tú todos los miércoles de febrero. “Hemos traído un montaje fuera de lo tradicional; tiene improvisación, pero también partes muy preparadas, como el fragmento de la obra que se transmite en streaming”. Se trata de un texto escrito y dirigido por Kas Borrella, que a sus veinticinco años demuestra una hiperactividad interesante: hoy estrena Flexo, acaba de culminar el rodaje de un corto, E.T.T. -para el que ha contado con Rebeca Sala como protagonista- y ya prepara para otoño un nuevo montaje, esta vez un drama titulado “El día que llegue el otoño”. En ambos proyectos le ha acompañado nuestro entrevistado: “Kas Borrella es un coco, un increíble talento joven. Estoy encantado de trabajar con él, quiero ser su muso“, comenta con sonrisa pícara.

Flexo es otro de los pequeños montajes que pueblan la capital, esos rincones con talento en la sombra. Nemo, interpretado por Manuel Galea es, en palabras de Bodega, “un niño grande”. Todo lo contrario a Ariel, a quien le da vida Alexandra Ispierto, que es “la cabeza pensante”. Bodega habla con especial cariño de Woody, el personaje al que interpreta y que tiene un carácter “histérico, muy nervioso, con el afán de llevar la batuta aunque Ariel siempre le pasa por encima…”.

Fernando Bodega se dedica al teatro de manera profesional desde hace cuatro años en Madrid. Su trayectoria la marca “Chicas del montón“, la web-serie llevada al teatro basada en las divas venidas a menos de Almodóvar, “Le Petit Comunité“, “Antígona en off” y “Espías“, dirigida al público infantil y que aun hoy se representa todos los sábados de febrero en la Sala La Usina.

Compartir
Artículo anteriorFoxcatcher, una verdad incómoda
Artículo siguienteTimbuktu, canto de vida frente al terror
Vicente Rodrigo
Amante y profesional de la comunicación política. Interesado en las artes escénicas, sigue las grandes producciones pero tiene un afán especial por descubrir el talento que esconden las pequeñas salas de la capital. También es un asiduo de los festivales del verano, tiene alma pop-sesentera y cuida de nuestra sección de música.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here