«La golondrina» en el Teatro Infanta Isabel

La golondrina
La golondrina

El Teatro Infanta Isabel acoge la última temporada de La golondrina protagonizada por Carmen Maura y Dafnis Balduz. Dos personajes, Amelia y Ramón, se reúnen en casa de ella, una severa profesora de canto que recibe a un joven deseoso de mejorar su técnica vocal con el objetivo de cantar en el funeral de su madre fallecida recientemente. Así comienza una trama aparentemente sencilla en un inicio pero que se va complicando poco a poco, a través de la conversación de ambos. Una charla con momento tensos, emotivos, divertidos e incluso desgarradores entre dos desconocidos que tienen un nexo en común: una historia de amor y dolor. El amor más puro de una madre a su hijo y el amor de pareja pero ambos sufriendo una pérdida irreparable de la persona que daba sentido a sus vidas.

«La Golondrina» tiene texto de Guillem Clua, está dirigido por Josep María Mestres y protagonizada por la gran Carmen Maura y un actor quizá desconocido para el público, Dafnis Balduz que destaca notablemente dejándose la piel sobre el escenario. Por su parte, Maura es algo más comedida en su interpretación pero creíble en el papel de una madre dura y severa pero también tierna y llena de amor y arrepentimiento. Esta conversación que podría darse en tiempo real, transcurre en una habitación en la que destaca un piano y una librería llena de libros y álbumes de fotos plagados de recuerdos de la protagonista.

Esta obra habla sobre la homosexualidad y los problemas para ser entendidos en muchas ocasiones por la familia y la sociedad, habla de la incomunicación de una madre y un hijo, del amor en todas sus versiones y de como hay que decir las cosas, no basta solo con sentirlas porque nunca sabes si es la última vez que verás a esa persona. La Golondrina deja en ciertos momentos, al patio de butacas sin palabras, ante la charla que va fluyendo entre los protagonistas, según van abriendo su corazón y mostrando sus miedos y debilidades. Una historia que podría darse en estos tiempos y con la que es fácil sentirse identificado en algún momento, alguna frase o alguna anécdota. Una obra para dejarse llevar y sentirla de principio a fin.

«La Golondrina» se representa en el Teatro Infanta Isabel hasta el 10 de enero.