“Nieve negra”, secretos congelados en el tiempo

Diego García. Madrid, 13/04/2017.

Un reconocidísimo reparto y un director que se estrena en solitario. Con ese contraste se presenta Nieve negra, la película que llega estos días desde Argentina a nuestras carteleras. Martín Hodara, tras compartir realización hace una década con Ricardo Darín en La señal, nos trae una cinta estrenada con éxito en el reciente Festival de Málaga.

Marcos (Leonardo Sbaraglia) y su pareja Laura (Laia Costa), que está embarazada, viajan a Argentina para encontrarse con Salvador (Ricardo Darín), hermano de Marcos que vive recluido en una cabaña entre las nieves de la Patagonia tras ser acusado de ser el responsable de la muerte de un tercer hermano. El objetivo del viaje de Marcos es el de convencer a Salvador de que deben aceptar una jugosa oferta para vender sus terrenos en la zona, pero allí no sólo se encontrará a un hombre reacio a negociar, sino que tendrá que enfrentarse cara a cara con un pasado que ha tratado de mantener enterrado. Pero el calor, como siempre, derrite la nieve y deja al aire libre todo lo que se oculta debajo.

Estamos ante una película que responde perfectamente al perfil de thriller argentino, dotado de un rigor y una intensidad que a estas alturas se dominan con maestría en aquel país. La cinta de Hodara, sin embargo, peca de confusión en planteamiento y trama, con graves consecuencias como el uso excesivo del flashback. A pesar de ello, su sobresaliente elenco (en el que también encontramos a Federico Luppi y a Dolores Fonzi) salva la papeleta y asegura, como mínimo, el disfrute del espectador.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here