“Taxi”: la disparatada comedia de Josema Yuste

“Taxi” de Ray Cooney se estrenó en 1983 en el West End de Londres y estuvo representándose allí durante más de 11 años haciendo reír a carcajada limpia a los espectadores. Y eso es lo que pretende el cómico Josema Yuste cada día en el Teatro Maravillas donde se representa esta disparatada comedia que ha sido traducida a 35 lenguas y representada en medio mundo. El actor le preopuso a Alberto Papa-Fragomén hacer una versión de este clásico adaptándolo y dirigiéndolo con él. Este último no lo pensó dos veces y comenzaron a crear un “Taxi” más actual pero igual de divertido que el que vieron ellos en los 80. Así nació esta obra que se estrenó en marzo de 2015 en el Teatro Alameda de Málaga y que no ha parado de cosechar éxitos hasta llegar al Teatro Maravillas de Madrid.

Esta historia está protagonizada por Rafa (Josema Yuste), un taxista que aunque parezca que lleva una vida normal y tranquila, en realidad, está casado con dos mujeres a la vez viviendo en dos casas diferentes. Esto le obliga a tener sus horarios medidos al dedillo y hacer auténticos malabares para que no le pillen en su doble vida y no tenga que dejar a ninguna de ellas porque está enamorado de las dos. Todo se desvanece cuando tiene un accidente, acaba en el hospital y su nombre en las dos comisarias de sus dos barrios. A partir de ahí intervienen dos policías, Santiago Urrialde y Javier Losán y un vecino muy incómodo y también uno de los puntos fuertes de la obra, Ignacio Nacho. Sus dos mujeres son las actrices Esther del Prado y Maribel Lara.

“Taxi” es una divertida comedia con un guión muy disparatado y aunque en ocasiones recurre a la broma fácil, consigue arrancar las carcajadas del público que no puede rendirse ante el talento para la comicidad del gran Josema Yuste que hace una pareja perfecta con su compañero de reparto Ignacio Nacho. Tanto juntos como en solitario, tienen las mejores escenas de la obra.

“Taxi” se representa en el Teatro Maravillas.